Sermón 4 de agosto 2013: La dinámica de la sanidad

A propósito de Sermones
[Dr. Roberto Miranda]
  • Presenter: Dr. Roberto Miranda
  • Fecha: August 4, 2013
  • Ubicación: Congregación León de Judá, Boston MA

Quiero hablar acerca del tema de la sanidad. Le invito a ir al Evangelio según San Marcos capítulo 8 versículos 22 al 26, Marcos 8:22 al 26. Y quiero hablar específicamente acerca de lo que es la dinámica de la sanidad, dynamics of healing ¿cuáles son las complejidades? ya que vamos a estar ministrando sanidad, esto es una enseñanza bien práctica que nos puede ayudar a nosotros a cómo nos acercamos al misterio del Dios que nos sana pero que también es soberano y que hace a veces cosas inesperadas.

Y he escogido este texto precisamente por lo complejo que es y que nos enseña que el Señor a veces escogía formas extrañas de ministrarle a la gente como lo hace en nuestra propia vida también. Hay muchas enseñanzas acerca de la sanidad en este tiempo y muchas veces bien intencionadas pero no necesariamente bíblicas y entonces muchas veces simplificamos excesivamente lo que es el señorío de Dios o entramos al tema de la sanidad, no estamos preparados para las cosas extrañas o aún las cosas más complejas y más profundas de lo que nosotros esperamos.

A veces queremos simplemente que Dios nos sane físicamente pero Dios quiere sanar otras cosas que hay de nuestro ser, emociones, espíritu, pasado familiar muchas cosas. Y todo esto lo podemos entender mejor cuando abordamos textos como este. En Marcos 8 versículo 22 dice que: "Vino luego el Señor a Betsaida y le trajeron un ciego, y le rogaron que le tocase. Entonces el Señor tomando la mano del ciego le sacó fuera de la aldea" vemos allí una primera complejidad. Es que el Señor por alguna razón misteriosa decide sacar a este hombre e irse solamente Él y este hombre, no sabemos por qué razón; no estamos seguros, nadie podría decir por qué razón el Señor pero vemos aquí ya algo que el Señor normalmente no lo hacía.

El único otro momento que se me ocurre cuando Él quería sanar creo que la hija de Jairo que Él sacó a la gente y se quedó solo con un grupito muy selecto de Sus discípulos pero el caso es que en este caso el Señor hace algo fuera de lo común y saca al hombre a la aldea. Y dice que: "Escupiendo en sus ojos" otra cosa extraña que hace el Señor en este momento, normalmente el Señor no obraba de esa manera. Uno se puede preguntar qué había en la mente del Señor al escupirle a este hombre a sus ojos.

Algo interesante es: cuando el Espíritu Santo se está moviendo pueden pasar cosas extrañas. Yo he aprendido a no rechazar las manifestaciones del Espíritu de Dios porque sean feas o porque sean raras o porque sean poco elegantes, así como he aprendido a no rechazar a gente que Dios usa en maneras muy poderosas aunque parezcan poco educados, no se vistan bien, aunque ellos mismos inclusive puedan tener alguna enfermedad; aunque no tengan toda su teología clara inclusive muchas veces el Señor escoge a quien le da la gana.

Y si usted va a rechazar el mover de Dios porque sea extraño quizá se va a perder de la bendición. Así que no necesariamente porque algo sea extraño. Ahora yo quiero decir también que el Reino de Dios tiene orden, el Reino de Dios también es coherente pero a veces la coherencia de Dios no es la coherencia que nosotros queremos. La Biblia dice que la locura de Dios muchas veces es más sabia que la sabiduría de los hombres y yo he aprendido que muchas veces Dios quiere inclusive humillar nuestro intelecto y a veces Sus regalos vienen en paquetes poco prometedores.

Gente que quizá usted pensó que nunca podrían hacer algo Dios los usa para bendecir su vida. Usó a dos humildes personas para ministrarle al intelectual Apolos ¿recuerdan ese pasaje donde el Señor usa una pareja para tomar a este hombre Apolos, un intelectual, un filósofo convertido al Evangelio pero que necesitaba de gente experimentada en el Evangelio. No eran teólogos, no eran rabinos pero tenían el conocimiento del poder de Dios y pudieron ministrarle a este hombre. Dios usó a un curtidor de pieles para ministrarle también a Saulo, el gran fariseo Saulo perseguidor de la Iglesia cuando Saulo estaba ciego allá en su casa humillado por el Señor y esperando la nueva etapa de su vida, el Señor envió a un hombre sencillo también para que le ministrara el Espíritu Santo al orgulloso fariseo y lo preparara para su nueva etapa.

Entonces siempre digo una cosa: cuando Dios quiere hacer algo en tu vida quizás va a usar formas extrañas. Yo siempre he dicho: Señor nuestra Iglesia siempre está abierta a lo que quieras hacer y nunca vamos a cerrarte las puertas a algo porque sea extraño. Ahora también puedo decir que porque sea extraño no quiere decir que sea del Señor ¿verdad?

Pero Dios usa la manera que quiere. En este caso el Señor Jesucristo escupe sobre este hombre y yo no sé qué había en la mente del Señor, el caso es que era algo que Él quería hacer y lo dejó allí como una manera de expandir nuestras expectativas, decir: hey no rechacen nada simplemente porque fuera poco convencional.

"Escupiendo sus ojos le puso las manos encima" y aquí hay algo interesante también de este pasaje, dice que le preguntó si veía algo. Otra vez uno se pregunta: ¿por qué el Señor se pregunta a este hombre si ve algo, estaba el Señor inseguro de lo que había pasado? El Señor cuando hacía un milagro simplemente lo hacía y punto pero en este caso le pregunta: ¿qué tal, cómo nos fue? si veía algo.

Entonces mire lo interesante del pasaje que el hombre le contesta, dice: "Él mirando dijo: veo los hombres como árboles, pero los veo que andan" por alguna razón parece que el milagro no se dió a la perfección. El hombre podía ver figuras que se movían, mucho mejor de lo que veía antes, antes no veía nada pero no puede distinguir lo que está pasando. Dice: veo las gentes, veo bultos que se mueven, me parecen árboles quizá por las extremidades que se movían y quizá por lo borroso de la imagen pero algo había pasado, quién se imagina ¿qué había pasado en ese momento? ¿había algo espiritual, había alguna obstrucción espiritual, había algo que tenía que ser?

No sabemos pero lo que a mí me cautiva es que el Hijo de Dios, el Todopoderoso encuentra un obstáculo y entonces tiene que ministrarle de nuevo a este hombre para que sea sanado completamente. De paso recuerdo, es que hermanos: el que quiera ser simplista en las cosas de los misterios de Dios nunca va a poder entrar en la totalidad por eso es que el Señor dice que a menos que seamos como niños nunca podremos entrar al Reino de los cielos.

Estaba pensando en Daniel ahora se me ocurrió de momento. Daniel dice la Biblia que se dió a orar y ayunar buscando una respuesta de parte de Dios acerca del futuro de su pueblo. Y estuvo 21 días orando y ayunando y nada aparentemente había pasado hasta que se le apareció un ángel con todo su poder y toda su elegancia y su señorío, y Daniel cuando ve este poderoso ángel se derrite en la tierra y el ángel tiene que ministrarle y fortalecerlo y le dice: Daniel desde el día en que te diste a clamar por tu pueblo tu oración llegó al Trono de Dios y yo he sido enviado para darte la respuesta a lo que tú estabas pidiendo, pero en el camino dice se me enfrentó el príncipe de Grecia creo que es o de Persia refiriéndose a un ángel demoníaco, a un poder infernal que se le presentó y le obstaculizó la llegada de la respuesta de Dios.

Ahora de nuevo, piense en eso hermano. Daniel tuvo la oportunidad de saber lo que había pasado en el mundo espiritual pero muchas veces nosotros estamos orando y clamando y pidiéndole al Señor que haga algo en nuestra vida: revelación, consejo, sanidad, liberación pero hay batallas en los aires también; hay cosas, hay complejidades. En el caso de Daniel fue una lucha espiritual. ¿Cómo habrá sido esa lucha titánica entre dos ángeles, uno del infierno y uno de los cielos? el solo concepto me vuela los sesos a mí un poquito, los fusibles.

¿Habrá sido con espadas, habrá sido con rayos? no sabemos cómo se dió esa batalla espiritual pero el caso es que hubo una oposición que tuvo que ser vencida antes de que la respuesta llegara y a veces muchas veces en nuestras vidas tenemos que estar concientes también de que hay obstrucciones. Yo no sé por qué el milagro se pasmó un poco y entonces el Señor tuvo que hacer una segunda intervención, pero lo que quiero señalarles es cuan complejo.

Y mientras yo discuto estas cosas yo quiero que ustedes vayan pensando ¿no? en nuestras propias vidas, todas las cosas que nosotros le pedimos al Señor y los milagros y la vida sobrenatural. Yo lo que quiero en esta tarde es que usted se quede con una idea. Por eso la dinámica de la sanidad, de que la sanidad es algo bien complejo y que nosotros tenemos que estar a la altura en nuestro entendimiento de ello.

Otra cosa: no quiero que usted se vaya de aquí por favor con la idea de que la sanidad es algo tan complicado, tan complejo que mejor es no sanar o pedir sanidad u orar por la sanidad, todo lo contrario. Yo quiero simplemente que estemos bien preparados para abordar algo que Dios nos dice que tenemos que hacer porque hermanos, en la Biblia está bien claro que tenemos un Dios sanador y que Dios quiere que oremos.

Yo creo que todas estas historias que están en la Biblia están diseñadas para inspirar en nosotros una idea de que tenemos un Dios que ministra, un Dios que responde a las necesidades de Su pueblo y nosotros somos un pueblo pentecostal, creemos en los dones de sanidad, de señales y prodigios. El Señor Jesucristo dijo en el Evangelio según San Marcos que: "Estas señales seguirán a los que creen" dice que: "pondrán manos sobre los enfermos y sanarán" y el Libro de los Hechos que ya no es Jesús ministrando sino Su Iglesia aquí en la Tierra, vemos continuamente sanidades de diferentes tipos en diferentes manifestaciones.

Entonces entendamos que sí tenemos un Dios sanador pero un Dios también que como vemos en este caso se mueve a veces en maneras complejas. Compare esto con otro pasaje en el mismo Evangelio según San Marcos en el capítulo 1 versículo 29 al 31 donde se da otro milagro pero en una manera muy diferente. Dice en el versículo 29 Marcos 1 que: "Al salir Jesús de la sinagoga vinieron a casa de Simón y Andrés con Jacobo y Juan" el Señor lleva como una comitiva a la casa de Simón y de Andrés su hermano.

Y dice que: "La suegra de Simón estaba acostada con fiebre" y enseguida le hablaron al Señor de esta hermana. Mire algo aquí: a mí lo que me gusta en este caso es lo cotidiano de esta sanidad que hace el Señor. Está allí, hay un miembro de la familia que está enferma, le piden que le ministre y dice que entonces el Señor se acercó y la tomó de la mano y la levantó e inmediatamente le dejó la fiebre y ella les servía. El Señor no habla, no se pone a luchar; simplemente va donde está la mujer, le toma la mano, la levanta, no dice que dijera nada y la mujer instantáneamente sanada y sanada de una manera tan total que se pone a servir, no era que enseguida iba a hacer convalecencia, no; enseguida su vitalidad regresa y ella puede ministrarle a los discípulos de Jesús y al Señor Jesucristo.

A veces el Señor sana instantáneamente, fulminantemente sin duda, sin ambigüedad alguna pero a veces toma un camino más complejo y más simbólico y con otros propósitos. Yo creo hermano que uno de los propósitos del Señor al registrar este milagro complejo del ciego de Betsaida posiblemente fue precisamente para dejarnos a nosotros un entendimiento más claro de lo que es la sanidad porque yo creo que los pasajes que están en la Escritura están diseñados para darnos a nosotros inteligencia acerca de lo que son los caminos del Señor.

¿Sabes que muchas veces en tus padecimientos, tus luchas hay una gran nube de testigos que están viendo lo que te está pasando también? y a veces el Señor alarga por un tiempo el proceso de la sanidad para que se cocine bien el milagro y cuando Él interviene entonces es para la gloria del Señor y se toma tiempo. Precisamente al final del servicio de esta mañana se me acercó una hermana que no sé si estaba en el primer servicio o está en el segundo ahora; el caso fue que entre los dos servicios.

Esta señora yo no la reconocí en el momento, sabía que era parte de la Iglesia. Pero me dice: Pastor ¿se acuerda de mí? hace dos años yo vine porque su sobrina me dijo que viniera a verlo y yo estaba padeciendo de una depresión terrible, me paralizó completamente. Me había diagnosticado cáncer, me habían dado poco tiempo para vivir y yo había perdido la capacidad de levantarme inclusive de mi cama, mis pensamientos estaban totalmente confundidos. Y me tomó mucho tiempo pero gracias a Dios recientemente el Señor hizo la obra, aquí en la Iglesia oraron por mí hace poco y dos años de infierno desaparecieron en un instante y Dios me aclaró mi mente. Ya llevo más de un mes y soy una mujer nueva, he regresado a ser la mujer que yo era antes.

Y dice que en un instante se desapareció eso que estaba entenebreciendo mi mente y Dios ha hecho la obra en mi vida. Ahora yo me pregunto: Señor ¿por qué no lo hiciste el primer día que oramos por ella? quién sabe, quizá su fe tenía que aumentar, quizá habían otras cosas no sabemos. Lo importante es que hay que orar hermanos y si no te ha resultado la primera vez métele la segunda vez y si no la segunda la tercera pero sigue adelante. La Biblia dice: pedid y se os dará, buscad y hallaréis, tocad y se os abrirá hay que persistir.

Muchas veces tú no sabes lo que hay en la mente de Dios y si te cuiteas la primera vez quizá perdiste la oportunidad que Dios tenía para ti la segunda ocasión. Por eso es que el Señor Jesucristo habla acerca de la parábola de la viuda que dice que se acercaba ante el juez injusto muchas veces: hazme justicia ante mi adversario y este juez corrupto no quiso atenderla hasta que un día dijo: ¿sabes qué? para que esta mujer no me canse ya más y no me colme la paciencia la voy a atender y le hizo justicia. El Señor usó eso.

Ahora el contraste es que nuestro juez es un Juez justo. Lo que el Señor quiso decir a través de eso es que: el Padre celestial quiere pero muchas veces tenemos que persistir, tenemos que continuar porque no entendemos muchas veces los complejos caminos.

Entonces estos pasajes nos recuerdan de la diversidad de métodos que el Señor empleó para sanar. A veces el Señor sanó verbalmente de una palabra, sé sano y la persona fue sanada. A veces tocó a las personas, impuso manos. A veces como en el caso de la suegra de Pedro hizo un acto simbólico y la toma de la mano como diciendo: hey no hay alternativa tú vas a ser sanada quieras o no, sea lo que sea hay una sanidad la autoridad del Señor ¿no?

A veces el Señor sanó a distancia como en el caso de la mujer siro-fenicia, esta mujer se acercó ante el Señor, le pidió que sanara a su hija que estaba endemoniada. Inclusive ni siquiera el Señor dió la Palabra de sanidad, la mujer al manifestar su fe cuando el Señor la reta y le da una aparente negativa la mujer le dice: Señor aún los perrillos comen de las migajas que caen de la mesa de los escogidos así que el Señor se quedó y dijo: wow grande es tu fe mujer. Por esa palabra tu hija es sanada.

Dice la Escritura que en ese momento mismo la mujer confirmó que cuando regresó a su casa su hija había sido sanada. Gloria al Señor que el Señor usa la fe de esta persona, la declaración de esta persona y eso es lo que sana al otro. Y muchas veces es así podríamos hablar de sanidades by proxy no sé cómo decirlo en español, es una sanidad intermediaria. ¿Recuerdan los hombres que bajan al paralítico a través del techo de la casa? Y dice que cuando estos hombres bajan a este hombre viendo la fe de ellos le ministra al paralítico. Entonces muchas veces hay una persona, puede que su fe no dé pero tu fe puede intervenir.

La Biblia dice que sin fe es imposible agradar a Dios, dice que sin fe no piense que va a recibir nada pero muchas veces inclusive Dios puede superponer Su propio Señorío y sanar una persona que carece de fe por amor a otros que está intercediendo por ellos, el Señor hace lo que le da la gana hermanos. Yo he oído muchas veces que decimos: oh tú no te sanas porque no tienes fe, tenga cuidado de paso cuando usted le dice eso a alguien porque podemos estar plantando un sentido de culpabilidad en las personas; yo no veo que haya tanta utilidad de decirle a la gente: mira tú no tienes fe y darle más golpes de lo que ya está sufriendo.

Claro que sí necesitamos fe y tenemos que pedirle al Señor que aumente nuestra fe y tenemos que buscar en la Palabra fundamentos de fe pero el Señor es tan fiel y tan misericordioso. ¿Recuerdan el pasaje del muchacho sordomudo que cuando el Señor le dijo: ¿tú crees que puedo sanar a tu hijo? y el hombre dijo: creo, ayuda mi incredulidad? Y el Señor no lo rechazó, el hombre estaba diciendo: bueno yo creo que creo pero también hay duda en mí.

¿Cuántas veces usted ha orado al Señor y hay una parte de usted que cree pero hay otra parte que está como: wow será posible? Confíe en el Señor, no se psicoanalice más de la cuenta. Tenemos un Dios misericordioso y compasivo claro que sí, busquemos ese lugar de fe en nuestras vidas pero en última instancia confiemos en la gracia y en la misericordia del Señor porque tenemos un Dios complejo. Él es un Dios coherente y consistente pero a veces Él decide hacer lo que le da la gana, gloria a Dios que así es.

Entonces a veces el Señor a distancia sanó, a veces tocó a la gente, a veces perdonó pecados antes de sanar a una persona. En el caso de este paralítico que bajaron por el techo le dijo: tus pecados te son perdonados. ¿Qué había en la vida de este hombre? habían quizá cosas que tenían que ser atendidas primero y entonces después le ministró. Vamos a hablar más adelante un poquito acerca de situaciones espirituales que pueden interferir con nuestra salud y nuestra sanidad y es importante también que entendamos esto en todo este ministerio complejo de la sanidad.

A veces el Señor reprendió un demonio también para que hubiera sanidad. En esos casos la enfermedad de la persona no era en realidad un problema sino un síntoma de la verdadera enfermedad que era un espíritu demoníaco que estaba detrás. ¿Sabe usted hermano que hay demonios que manifiestan su poder a través de una enfermedad específica o una atadura específica, un estilo de vida específico? Hay tales cosas, no siempre entiéndame pero en la Escritura vemos el caso de la mujer encorvada durante 18 años ¿recuerdan? había estado en la sinagoga todo ese tiempo.

Y de paso el que me diga a mí que los creyentes no pueden ser afectados por poderes demoníacos no sabe de lo que está hablando. El que me dice a mí que un cristiano no puede ser afectado por un demonio es gente que no sabe nada acerca de la liberación porque yo en mi ministerio durante 30 años he conocido mucha gente en mi Iglesia bautizados, sirviendo que están afectados por un demonio y en momento dado de poder de Dios se manifiesta esa criatura que está ahí adentro y hay que liberarlos aunque aman al Señor. Son los misterios.

Si el diablo se presenta ante el mismo Trono de Dios en el Libro de Job por ejemplo, yo no creo que eso sea una historia allí de hadas, no. Eso era una realidad. ¿Quién somos nosotros para que no nos afecte? si tentó a Pedro, si tentó al mismo Señor Jesucristo en el desierto. Por eso es que vivimos, habitamos un universo complejo. Yo creo que la Iglesia moderna peca mucho de inocente y por eso nos permitimos una cantidad de libertades porque no entendemos los misterios de Dios y los misterios del Espíritu.

El caso es que esta mujer 18 años en la sinagoga temerosa de Dios el Señor la llama: esta hija de Abraham encorvada totalmente, doblada por un demonio torturador que se gozaba en tener esta hija de Dios deformada mirando hacia el suelo cuando Dios la hizo para mirar hacia la gloria pero ante la Presencia del Hijo de Dios esa mujer fue sanada y liberada y enseguida se enderezó dice la Palabra, y se fue derechita a su casa. Y el Señor dijo: esta hija de Abraham que el demonio tenía atada durante 18 años. Y eso no era una metáfora.

Hay casos en la Escritura. El muchacho sordomudo del cual hablé hace poco que los discípulos trataron de liberar a este joven y no podían y tuvo que venir el Señor mismo y reprender al demonio y entonces el muchacho fíjate era sordomudo, tenía dos cosas: sordera y mudez y el origen de esa enfermedad no era un problema físico, fisiológico sino un demonio cuya manifestación se expresaba por medio de la sordera y la mudez. Y los discípulos bregando allí. Muchas veces oramos pero no entendemos la causa, se necesita discernimiento de parte del Señor.

Una de las cosas que tenemos que pedir siempre es: Señor dame sabiduría, dame discernimiento espiritual para saber cómo ministrar en un momento dado. Y los discípulos avergonzados se acercaron después a Jesús cuando estaban por allá almorzando y el Señor les dijo: hey hay géneros. Ese es el género que enfrentamos. ¿Sabe usted que hay niveles de oposición, niveles de guerra, niveles de demonización? Niveles de espíritu también en el Reino.

Hay espíritus muy sabios, muy inteligentes, muy excelsos y hay espíritus estúpidos que los hemos encontrados. Hay espíritus muy fuertes, hay espíritus que crean disciplinas y doctrinas y crean movimientos artísticos y políticos e históricos porque son tan desarrollados y hay espíritus cotidianos, de la cocina pequeñitos, son misterios. El caso es que el Señor le dijo: hey ese género que nosotros confrontamos solo sale con ayuno y con oración.

Hay luchas en tu vida, hay ataduras, hay problemas persistentes, hay traumas; hay cosas que te atan que tú vas a tener como Jacob y agarrarte del ángel y decir: no te voy a soltar hasta que me bendigas. Y vas a tener que guerrear por tu sanidad, vas a tener que pagar el precio. Vas a tener que mostrar que tú crees seriamente en un Dios y Dios se va a glorificar en eso.

Sabe que en esas luchas nosotros crecemos muchas veces, en esos tiempos de espera cuando nos bebemos las lágrimas porque no sabemos por qué el Señor no nos contesta allí maduramos, allí crecemos. Y cuando viene la sanidad, cuando viene la liberación estamos más fuertes que nunca y hemos aprendido una gran lección.

Si el Señor enseguida nos ministrara allí, nos diera la comida como un aguilucho de una vez a la boquita Él viene nunca creceríamos, Dios quiere guerreros, Dios quiere gente experimentada en los misterios de la sanidad y la liberación y por eso es que a veces se toma tiempo. Hay cosas a veces que están detrás que tienen que ser resueltas, tenemos que aprender las lecciones para que se cumpla la Voluntad del Señor.

Entonces hay espíritus demoníacos que se manifiestan también a través de la enfermedad. A veces el Señor tomó la iniciativa Él mismo y la persona ni siquiera le pidió que lo sanara. ¿Recuerdan al paralítico de Betesda creo que fue? el paralítico estaba allí al lado del estanque, nadie le podía ayudar dice la Biblia que había un ángel. Mire qué raro esto hablando de rarezas, si yo no conociera la Biblia yo pensaría que esto es un cuento de hadas.

La Palabra dice que había un ángel, bueno yo lo creo hermanos yo no sé usted pero si la Biblia me dice algo aunque sea raro yo lo voy a creer. Dice la Escritura que había un ángel que venía de vez en cuando, removía el agua en ese lugar específico y el primero que se tiraba era sanado. De nuevo usted crea o no, yo lo creo. Cuando yo llegue allá al cielo yo le voy a preguntar: Señor pero que forma tan poco efectiva era esa de ministrar y estoy seguro que me va a dar una respuesta que me va a dejar callado y me voy a reír de lo lógica que era.

Pero el caso es que el primero que se tiraba era sanado y este pobre hombre ahí todo el tiempo no tenía nadie que lo ayudara. El Señor se le acerca va por ahí caminando: ¿y qué te pasa? Señor que no tengo a nadie que me ayude, hey: te gustaría ser sanado? hey ¡claro que sí! entonces el Señor lo tocó, gracia. La comparación entre el trabajo arduo de la ley, tirarse al agua, competir y la gracia de Cristo que sana gratuitamente, automáticamente. Enseñanzas.

Este hombre fue sanado inmediatamente pero el Señor se ofreció para sanarlo él ni siquiera estaba pidiendo que lo sanara. En ocasiones la gente tuvo que gritar como Bartimeo: Señor hijo de David sáname, ten misericordia de mí y no solamente el Señor esperó que le pidieran sanidad sino que se hizo el loco y dejó que pasara un buen rato y Bartimeo gritando desgañitándose: Jesús hijo de David ten misericordia de mí y el Señor esperando allí a que se cociera a fuego lento para darnos una lección también, que hay que persistir, hay que vencer obstáculos como vimos también el domingo pasado ¿no? hay que ser valiente y arrebatado para que el Señor haga las obras en nuestra vida.

Y finalmente el Señor se detiene y le ministra. Bartimeo tuvo que pedirle al Señor e insistir como la mujer siro-fenicia también tuvo que como argumentar con el Señor porque a veces el Señor quiere sacar cosas de nosotros que están escondidas allí. Nosotros somos bien burdos y bien simplistas: Señor sáname y ya yo sigo mi camino pero el Señor dice: no, no es así Yo quiero bendecirte, Yo quiero hacer cosas en ti. Yo quiero ir a la raíz del mal porque ¿de qué me sirve si te sano y al otro día estás haciendo la misma poca vergüenza que te llevó a donde estás ahora?

Entonces el Señor estaba ministrando. Dios no es ahí un sugar daddy que viene y te da lo que tú quieres y después tú sigues haciendo lo que te da la gana. Hay gente que viene a la Casa del Señor para que Dios lo sane, para que le de un carro nuevo, para que le de una novia y después que les da nunca vuelven porque quieren manipular al Señor. Él dice: Yo no soy una máquina ahí que tú echas 25 centavos y te sale una Coca Cola, Yo requiero tu vida, Yo requiero tu entrega, Yo requiero tu corazón, Yo quiero hacer obras transformadoras en ti; Yo quiero darte mucho más de lo que tú esperas.

Y nosotros tenemos que entender hermanos que no podemos manipular a Dios. Tenemos un Dios que mientras yo más lo analizo, más lo miro más me asombro ante la profundidad de Su personalidad. A veces el Señor sanó a alguien y les mandó que se callasen que no le dijeran a nadie como en el caso de este ciego que le dijo: no le digas a nadie que Yo te sané. En otras ocasiones como en el caso de los diez leprosos les dijo: vayan y repórtense al sumo sacerdote para que los pongan en el New York Times mañana de que 10 leprosos fueron sanados y confirmen la sanidad ¿no?

Dice que en ese caso el Señor quería que se publicara y en ocasiones también al gadareno endemoniado que quería irse con el Señor Jesucristo Él le dijo: no mira tú ahora mejor vete a tu casa y a tu parentela y cuéntales las grandes cosas que el Señor ha hecho por tu vida. A veces ¿bueno Señor me callo o hablo? dime. El Señor tiene para cada uno una forma diferente de hacer las cosas.

Nosotros pecamos porque somos simplistas, la Iglesia de Jesucristo necesita sabiduría y discernimiento espiritual porque tenemos un Dios tremendamente complejo. Es más hay un caso acerca de las diversidades hay un caso que el Señor sanó involuntariamente ¿quién me puede decir quién es? (ríe) eso es, la mujer con el flujo de sangre tenemos aquí teólogos, gente que conoce su Biblia. La mujer con el flujo de sangre.

Dice la Biblia que el Señor estaba caminando entre la multitud y esta mujer desesperada con una necesidad apremiante muchos años había perdido todo su dinero, todos los médicos le habían fallado y ella era una mujer con una misión. Se acercó por detrás de Jesús y es más yo creo que supersticiosamente esta mujer lo único que pudo alcanzar fue la punta del borde del manto del Señor y ella dijo: aquí hay energía para alumbrar una ciudad completa si yo toco el borde de Su manto algo me va a tocar a mí.

Y cuando tocó dice que enseguida el flujo de su sangre se detuvo enseguida en el mismo momento. Y el Señor dice que sintió la descarga de poder que había salido de Él. Fíjese que ella no le pidió permiso al Señor, ella no tenía toda su teología correcta yo no creo que esta mujer sabía que Jesucristo era consustancial con el Padre y que había sido engendrado y no creado y que todas estas cosas que nosotros a veces, ella simplemente sabía que este rabino tenía poder y que era de Dios y tenía fe, una fe bruta, una fe burda pero era fe al final de cuentas.

Había pagado el precio, había tomado riesgos y había identificado que en Cristo había poder y cuando ella tocó al Señor el Señor sintió porque el Señor es gracia viva y cuando nos acercamos a Él aunque a veces hayan cosas que no están resueltas en nuestra vida y nuestra teología no esté clara totalmente el Señor es gracia pura, el Señor quiere que nos acerquemos confiadamente al Trono de la Gracia de Dios para recibir el oportuno socorro.

Y entonces el Señor sintió que le habían robado poder y dice: ¿quién me tocó? y los discípulos de nuevo dijeron: pero Señor si estás rodeado de gente ¿cómo que quién te tocó? todo el mundo te está tocando y el Señor dijo: no, alguien me tocó porque poder salió de mí. No hubo allí ninguna petición especial ni nada sino simplemente una fe desnuda, una necesidad viva que provocó a esta mujer que como un animal que podía oler el agua fuera del desierto fuera a donde tenía que recibir su sanidad.

Entonces hay diferentes maneras hermanos, diferentes maneras en que Dios ministra a nuestras vidas deme un poquitito más de tiempo, esta es una enseñanza bastante amplia y quizá la voy a continuar el domingo que viene pero yo quiero que usted entienda que Dios es soberano. Dios sana a quien quiere y cuando quiere. Y yo pienso que precisamente por esa amplitud de Su capacidad sanadora es que nosotros no debemos dudar en venir y pedirle al Señor cuando necesitamos una intervención de parte de Él. Nuestra parte, lo que a ti te toca, lo que a mí me toca cada día yo aprendo esto más ¿sabe? la responsabilidad no es mía, la manera es del Señor; lo que a ti te toca es pedir, confiar y dejar lo demás al Señor.

Cuando tú tengas que orar por alguien si ves una necesidad ora, no te preocupes tu reputación no está en juicio ni en riesgo es la reputación del Señor y a Él no le importa lo que la gente piensa, si Él quiere sanar Él va a sanar, si quiere sanar inmediatamente va a hacerlo así, si quiere sanar dentro de diez años va a hacerlo así pero la parte tuya es ser un canal de la Palabra y la bendición de Dios y déjale al Señor los resultados; no temas en pedirle al Señor. Si Dios no te sana gloria a Dios un día te vas a morir y te va a sanar definitivamente entonces. ¿Sabe cuál es la mayor sanidad de todas? cuando nos morimos y nos vamos a la Presencia de Dios ahí ya no hay dolores de cabeza ni nada, estamos sanados completamente por toda la eternidad.

Los hijos de Dios ganamos como sea. No hemos dicho que a veces Dios sana inmediatamente cuando oramos, instantáneamente. Yo he aprendido sin embargo a apreciar mucho las sanidades graduales, yo he aprendido a apreciar los procesos de Dios. Digan conmigo: proceso. ¿Sabe que Dios es un Dios de procesos? la ciencia está basada en los procesos de Dios. El universo es un universo de procesos. Yo amo el Dios que se manifiesta a través de los sistemas, las secuencias, las cosas complejas.

Los pentecostales sufrimos porque creemos que Dios es todo acción rápido y ya vámonos a lo que vinimos y a Dios le gusta montar todo un escenario y tomar Su tiempo y mostrar Su gloria. Mire todo el tiempo que se tomó con el faraón, Él quería desplegar Su gloria ante la humanidad y ante Sus hijos hebreos y cogió y endureció el corazón del faraón y ¿cuántas plagas tuvieron que pasar? siete plagas ¿y cuánto tiempo se habrá tomado cada una de ellas? semanas, no sabemos. Pero venía una plaga, el faraón se arrepentía y: ok llévenselo pero ya cuando iban a salir con las maletas listas: no, no que se regresen, ah bueno está bien pero te voy a meter otra plaga más y otra más, otro drama más.

Al Señor le gustan los dramas ¿sabe? a nosotros nos gustan las cosas rápido y si nos gustan los dramas es de un solo acto pero a Él le gusta crear cosas maravillosas y complejas. Siete veces hasta que finalmente culminó su intervención con la muerte de los egipcios y aún así después de eso están yendo hacia el mar y todavía viene faraón detrás de ellos para un último despliegue de la Gloria de Dios ante el Mar Rojo, porque Dios es un Dios complejo y nosotros tenemos que estar a la altura, pedirle a Dios que nos abra nuestro entendimiento.

Para ese Dios Todopoderoso que le gustan los procesos como en el caso de Abraham y Sara. A los 75 años se le ocurre al Señor decirle a Abraham: vas a tener un hijo. Abraham y Sara sufrían de esterilidad. A veces le echamos la culpa solamente a las mujeres, las mujeres son las que son estériles en la Biblia, no sabemos quién sabe quizá era el hombre el que era estéril pero digamos yo voy a creer lo que dice no me voy a meter en líos de lo que debo ahora mismo.

Pero el caso es que los dos eran estériles y el Señor a los 75 años le dice a Abraham: te voy a dar un hijo ¿y cuándo le cumple la promesa? a los 100 años, 25 años después decide finalmente sanar a Abraham y a Sara de su vergüenza y les da un hijo. Y después les quiere quitar el hijo y le dice: sacrifícamelo ahora porque es que a Dios le encantan las cosas complejas hermanos y eso me enamora mas bien de Dios y me inspira a creer, aunque no puedo explicar todas las cosas yo quiero obedecerlo. Aunque a veces haya contradicciones en la ciencia y en los eventos de mi vida y en otras cosas le digo: Señor tú eres soberano haces lo que Tú quieres. La historia a la larga termina donde Tú la quieres llevar y por eso es que nuestra obra es obedecer al Señor.

Aunque usted no pueda explicar todos los misterios hoy en día mucha gente en la Iglesia está rechazando la Palabra de Dios porque supuestamente los científicos están diciendo cosas diferentes. Yo he dicho siempre: mire yo mi vida la voy a apostar a lo que dice la Biblia, si hay algo que no puedo explicar el Señor tendrá que darme después la explicación cuando yo llegue al cielo pero no podemos contradecir las promesas de Dios y las formas en que Dios obra porque la ciencia supuestamente ha encontrado o una pregunta complicada o una solución más completa.

Nosotros somos el pueblo que cree lo que dice la Palabra porque aquí tenemos el corazón de Dios desplegado. Aquí tenemos el funcionamiento de Su mente, aquí tenemos los misterios de Sus caminos expresados. Los hombres conocemos un pequeño segmento de lo que es la compleja personalidad del Dios que servimos y nuestra meta es: Señor enséñame Tus caminos, muéstranos Tu corazón y por donde Tú digas que vayamos por ahí iremos y lo demás te lo dejaremos a Ti Señor.

El Señor hace lo que quiere esta mañana nos fuimos en otra dirección y a pesar de la traducción avanzamos más de lo que avanzamos hoy pero quiero que ustedes tengan esa enseñanza porque yo creo que es muy importante que entendamos todos estos misterios, estas complejidades del Dios milagroso, poderoso que tenemos. Pero yo quiero que en esta mañana tú bajes tu cabeza un momento y que tú le des gracias a ese Dios que te ama, a ese Dios que tú nunca lo vas a meter en una caja, nunca lo vas a poder limitar, es un Dios maravillosamente generoso y bueno, un Dios que quiere hacer Sus milagros pero que te dice: hijo, hija entrégame tu corazón. Hazte manso, hazte humilde, doblega tu intelecto, deja que Yo te guíe y baja la guardia y no me quieras meter en una cajita porque Yo no quepo dentro de ella.

Entrégate a Mí, acepta Mi Señorío, únete a la complejidad de lo que Yo quiero hacer en tu vida, pídeme sabiduría para entender Mis misterios, indaga en Mi Palabra. Pídeme y Yo te responderé. La Palabra dice: "Si alguno tiene falta de sabiduría pídala a Dios el cual da abundantemente y sin reproche y le será dada" creo que una de las cosas que más requiere la Iglesia en este tiempo es sabiduría, discernimiento de parte del Señor. Y si hay algo escondido en tu vida le vamos a pedir al Señor que te dé ahora mismo sabiduría, entendimiento.

Si algo está obstruyendo la Gracia de Dios, si algo está impidiendo la bendición que Dios quiere darte esté deteniéndose ahora mismo declaramos que el Señor te da entendimiento, te da sabiduría, abre las ventanas de los cielos.

Anoche yo tuve un sueño, no puedo reprimir esto y después un día quizá se lo voy a contar pero fue fascinante. Tuve el sueño y en el momento no entendí pero no sé si fue minutos u horas después pero el caso es que el Señor me reveló algo y creo que se ha dado un milagro muy, muy interesante y ahora le estoy pidiendo al Señor confirmación. Pero que mucho de lo que yo estoy hablando ahora veo la concatenación y la relación entre una cosa y otra.

Hermanos: Dios es misterioso, es un abismo sin fondo y el Señor en este tiempo quiere escoger a la gente humilde de corazón que quiera pagar el precio para que como José, como Daniel darles sabiduría más allá de lo que ellos se imaginan y si tú te atreves a buscar al Señor de mañana, de noche, si tú te haces humilde como un niño Dios te va a bendecir, Dios nos está diciendo: búscame y me vas a encontrar pero no me pongas precondiciones y no limites el nivel de tu entrega.

Si tú te atreves a creerme y a pedirme yo me deleito en darle revelación al que tiene hambre y sed de ella pero tienes que pagar el precio: santifícate, escudriña Mi Palabra, ora y clama, ayuna. Echa todo a Mis pies y Yo revelaré cosas grandes y ocultas que tú no conoces porque al Señor le encanta compartir Sus secretos con Sus hijos.

Yo declaro sobre Tu pueblo un espíritu de sabiduría, un espíritu de entendimiento en estos tiempos Padre en que hay tanto engaño en el mundo, en que un espíritu de incredulidad ha caído sobre la Tierra, en que las naciones y la Iglesia aún está cayendo presa de doctrinas de demonios pedimos Padre que Tu Gracia nos invada y que Tú tomes a los humildes y nos des conocimiento para saber interpretar los tiempos, para saber cómo ministrar en el poder de Tu Santo Espíritu. Danos entendimiento de Tu Palabra Padre y sella nuestro corazón y perdona nuestra incredulidad.

Te amamos. Espíritu de Dios prepara ese tiempo de oración que vamos a tener el 16 de agosto, úngelo y declaramos Señor que las ventanas de los cielos se abrirán, Tu bendición ha de llover sobre nosotros que te amamos Padre tus pequeñitos queremos ver Tu Gloria Señor, llévanos por donde no queremos ir inclusive Padre pero no nos dejes inútiles, no nos dejes estériles Padre, vivifícanos con Tu Espíritu. Gracias Señor, gracias te adoramos recibimos Señor todos los nutrientes Padre ahora mismo los recibimos Padre, gracias. Gracias Señor, gracias en el Nombre de Jesús aleluya. Amén, gloria al Nombre del Señor.

Comentarios

 
 

GRACIAS POR TOCAR EL TEMA DE LA SANIDAD. DIOS LO BENDIGA ESTOY MUY DESTROZADA POR LA MUERTE DE MI HIJO Y AUNQUE ORAMOS Y AYUNAMOS DIOS NOL NOS PERMITIO DISFRUTARLO OTRO TIEMPO MAS Y MIS HIJOS ESTAN ATERRADOS DE LA RESPUESTA DEL SEÑOR. LE AGRADECERIA SIGUIERA PREDICANDO SOBRE LO MISMO PARA REENCONTRARNOS CON EL SEÑOR PUES PENSAMOS QUE NO NOS QUIERE. DIOS LO BENDIGA ENORMEMENTE. LE DOY GRACIAS A DIOS POR ESTA PAGINA. SU HMNA EN CRISTO DESDE MEXICO.

 
 

PASTOR:
NUEVAMENTE LE DOY GRACIAS A DIOS POR SU AMOR Y MISERICORDIA EN ESTE DIA, Y AGRADEZCO QUE NOS PERMITA CONOCER MAS DE EL A TRAVES DE PERSONAS CON SABIDURIA COMO USTED, QUE DIOS NUESTRO SEÑOR LO SIGA BENDICIENDO.
GRACIAS.

 
 

Declaramos Señor que las ventanas de los cielos se abrirán, Tu bendición ha de llover sobre nosotros que te amamos Padre tus pequeñitos queremos ver Tu Gloria Señor, llévanos por donde no queremos ir inclusive Padre pero no nos dejes inútiles, no nos dejes estériles Padre, vivifícanos con Tu Espíritu. Gracias Señor, gracias te adoramos recibimos Señor todos los nutrientes Padre ahora mismo los recibimos Padre, gracias. Gracias Señor, gracias en el Nombre de Jesús aleluya. Amén, gloria al Nombre del Señor.lo
Abrazos.
Itaqua- Sao Paulo - Brasil

 
 

TREMENDA PALABRA. GLORIA A DIOS!

 
 

que bién estas palabras me dan ánimo a continuar a luchar a mejorar y a no claudicar a no desmayar ha reponerme y seguir día a día mientras tenga salud vida y estar tranquilo leer la palabra que mucho bién me hace gracias a ustedes por todo un abrazo.

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato