Compartir de lo que tenemos

A propósito de Devocional de Mujeres
[]

31 de enero del 2011 - Por Betsy Behan

"La harina de la tinaja no escaseará,
Ni el aceite de la vasija disminuirá"
1 Reyes 17:14

"y la harina de la vasija no escaseó,
Ni el aceite de la vasija menguó"
1 Reyes 17:16

El 2010 inicio con el gran terremoto de Haití, al que se le sumaron otros en diferentes partes del mundo, también están los cambios climáticos, las epidemias, falta de trabajos, pérdidas de propiedades, en fin la realidad de los últimos días.... En medio de todo esto la gracia de Dios se mantiene viva para los que en El confían. Su Palabra dice: No he visto justo desamparado, ni su descendencia que mendigue pan. Salmo 37:25

En primera de Reyes capitulo 17 leemos sobre la gran sequia que predijo Elías. El Señor lo envió al arroyo de Querit de donde tomaba agua, y El Señor enviaba cuervos que le daban de comer. La sequia eran tanta que el arroyo se seco, y el por mandato del Señor se fue hasta Sarepta de Sidón. Cuando Elías llego a la puerta de la ciudad se encontró con una viuda, a la cual le pidió un poco de agua....después de ella traerle el agua, él le rogo le trajera un bocado de pan.....a lo que ella le respondió: “Solo tengo un puñado de harina en la tinaja, y un poco de aceite en la vasija...para comerlo con mi hijo y nos dejemos morir”.

Elías le dijo: No tengas temor ve hazme a mi primero una torta, porque Jehová Dios de Israel ha dicho así: "La Harina de la tinaja no escaseará, ni el aceite de la vasija disminuirá" La viuda confió en la promesa de Dios, fue preparo la torta para Elías; y comió el, y ella, y su casa, muchos días. "La harina no escaseó, ni el aceite menguó, como dijo Jehová Dios". Elías no tenía nada, solo mucha hambre, y la viuda solo tenía un poquito de harina, y de aceite, pero mucha compasión....ella confió en la promesa de Dios y actuó en fe compartiendo lo que tenía con Elías.

En el presente estamos enfrentando mucha necesidad, por lo que hay muchos necesitados. Hay quienes tienen un poquito más que otros, y hay quienes no tienen nada. No sé cual sea tu situación, pero si tienes la facilidad de ayudar a una persona o familia en necesidad, no dudes en hacerlo, te aseguro que la harina de tu tinaja no escaseará, ni el aceite de tu vasija disminuirá...porque Jehová Dios de Israel así ha dicho.

En todo os he enseñado que, trabajando así,
se debe ayudar a los necesitados, y recordar
las palabras del señor Jesús, que dijo:
Más bienaventurado es dar que recibir.
Hechos 20:35

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato