Gracias a Dios que tuve la posibilidad de consultar esta página porque realmente me sucede esto era bisexual y cada día le digo a mi carne que no. Tengo una lucha diaria entre el viejo y el nuevo hombre y quisiera que me escribieran a mi correo indicándome si es normal que a pesar de estar comprometido con una muchahcha a punto de casarme, amándola aun siga siendo llamada mi atención por mi mismo sexo aunque me niegue cada dia a sentir esa atracción. Confieso que he vencido a mis deseos carnales cada vez que viene el tentador pero mi duda es si se vive con eso hasta que sean glorificados nuestros cuerpos o llegará el momento en el que ya. Supongo que cuando me case se acaba. No sé contéstenme lo antes posible

Responder

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato