La labor que realizan en su iglesia va más allá, mucho más allá, de lo que ustedes imaginan, cada día cientos y cientos de personas como yo, distribuidos en diferentes lugares del mundo; esperamos con ansias los comentarios y el discipulado que León de Juda vierte en la WEB.
Mi día no empieza realmente hasta que leo el sermón diario en mi correo electrónico. Y sus consejos y enseñanzas los comparto de inmediato con mis redes sociales, con mis vecinos y compañeros de trabajo.
El Espíritu Santo esta obrando poderosamente a través de su congregación; se que es un trabajo de muchos y quiero felicitar y agradecer a todos y cada uno, obreros invisibles y discretos del Reino, quienes hacen posible un ministerio digital tan vivo, útil y eficaz en difundir la buena nueva por el mundo.
Gracias desde Grecia, Costa Rica.

Responder

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato